La sostenibilidad, una tendencia en la contratación pública europea – Entrevista a Zoltan Matyas

Recientemente, en varios países europeos, se está registrando una tendencia, por parte de las administraciones públicas y los gobiernos, a comprar o alquilar productos sostenibles y sancionar los que son de un solo uso.

Así sucedió en España el pasado mes de julio, cuando el Ministerio del Interior español canceló una licitación que excluía los consumibles remanufacturados independientes. La licitación fomentaba la adquisición de cartuchos nuevos OEM y no OEM, pero excluía los cartuchos remanufacturados de terceros, al mismo tiempo que incluía los cartuchos remanufacturados de Xerox.

La asociación comercial internacional ETIRA impugnó la licitación y el Ministerio del Interior respondió positivamente. Decidieron anular la licitación y proponer una nueva, donde los cartuchos remanufacturados se incluyeran en los criterios de contratación, conforme a la Recomendación Europea GPP (Green Public Procurement) vigente.

Siempre en España, el pasado mes de septiembre, el Gobierno de Baleares propuso a la multinacional HP una sanción económica de 50.000€ por vender cartuchos de un solo uso, una práctica que vulnera la legislación autonómica.

En 2018, el Gobierno de Baleares, preocupado por la situación medioambiental de las islas, había empezado a prohibir los plásticos de un solo uso como cubiertos, pajitas, bolsas de plástico, etc, y esta prohibición también incluía los cartuchos de un solo uso, exigiendo, en cambio, que todos los cartuchos y toners de impresoras y fotocopiadoras fueran recargables, remanufacturables y reutilizables.

Algo similar ocurrió en Italia en 2020, cuando el gobierno italiano propuso una sanción de 10 millones de euros a HP por prácticas engañosas en el uso de cartuchos de tóner en sus impresoras.

La Autoridad Italiana de Competencia y Mercados llevó a cabo una investigación contra HP, que evidenció que, durante años, esta empresa había introducido instrucciones en el firmware de muchas impresoras de inyección de tinta y láser, que hacían que la impresora aceptara los cartuchos HP originales y se negara a imprimir cuando los cartuchos no eran originales o eran remanufacturados, sin que el consumidor estuviera informado de ello, lo que provocó que la empresa fuera sancionada.

Ejemplos como estos ponen de manifiesto el creciente compromiso medioambiental de las administraciones públicas europeas y su tendencia a aplicar medidas para evitar la circulación en el mercado de artículos de un solo uso y favorecer, en su lugar, prácticas como la reparación y la remanufactura.

Para conocer cómo está afectando este cambio al sector de los equipos de impresión, hemos entrevistado a nuestro Director of International Business Development, Zoltan Matyas.

¿Crees que las administraciones públicas cada vez más apostarán por productos verdes?

Sí. La reutilización y la remanufactura son una macrotendencia mundial y Europa sigue siendo el motor de la transición y un mercado clave para las piezas remanufacturadas y los productos terminados. El Plan de Acción de Economía Circular, el Pacto Verde Europeo y los objetivos establecidos por la UE hasta 2050 impulsan este cambio.

Cuando se trata de contratación pública, existen directivas claras de la Unión Europea, los criterios GPP de la UE, que describen claramente las pautas que los licitadores deben seguir en cualquier producto.

De hecho, los criterios de contratación pública ecológica de la UE específicos para equipos de imagen, consumibles y servicios de impresión incluyen el suministro de “cartuchos de tinta o tóner reutilizados o reelaborados”. Los criterios también establecen que “los productos no deben estar diseñados para impedir el uso de cartuchos, recipientes de tinta o tóner reelaborados. No deben existir ni adoptarse medidas basadas en software ni de otro tipo que impidan el uso de cartuchos y recipientes reelaborados”.

Además, con el fin de evitar al máximo el impacto medioambiental que los equipos de imagen contratados puedan provocar, y favoreciendo las prácticas ecológicas entre los licitadores, se especifica que “deben concederse puntos por el compromiso de suministrar el mayor porcentaje (proporción) posible de cartuchos o recipientes reutilizados o reelaborados”.

¿En qué otros países está pasando lo mismo?

Los criterios de contratación pública ecológica de la UE son voluntarios, por lo que todos y cada uno de los estados miembros pueden decidir si seguir o no y, si lo hacen, con qué rigor aplicar los criterios descritos por la Comisión de la UE. Vemos un cambio en los 27 estados miembros con ejemplos positivos notables en Italia, Francia y República Checa.

¿Existe alguna normativa europea para la reutilización en el sector de los equipos de impresión?

No, aún no existe una regulación específica para la reutilización en este sector.

De hecho, en marzo de 2022, la Comisión Europea rechazó la propuesta de Acuerdo Voluntario de los fabricantes de equipos de impresión y en su lugar adelantará normativa para que la reutilización se regularice adecuadamente para nuestro sector. Esperamos que esta regulación sea bastante rápida y que entre en vigencia a finales de 2024.

Una de nuestras asociaciones más respetadas en la industria, la UKCRA, hizo los siguientes comentarios al respecto: “El rechazo de la UE marca el comienzo de una agitación en la que los actores de la industria deberán reconsiderar sus modelos comerciales para posicionarse en una economía circular de rápido crecimiento. Los jugadores, como los coleccionistas y brokers de cartuchos, los proveedores de componentes, los fabricantes de equipos originales, los remanufacturadores y otros, a través de las cadenas de suministro, deberán establecer nuevas formas para que el consumidor reciba un producto de alta calidad con un impacto cada vez menor en el medio ambiente”.

¿En qué medida la Asociación ETIRA está ayudando a que las normativas en materia de sostenibilidad de productos se estén cumpliendo?

ETIRA es una asociación comercial y representa los intereses de los remanufacturadores de cartuchos de tóner e inyección de tinta. A menudo impugna las licitaciones si recibe, por parte de alguno de sus miembros, una notificación de una posible irregularidad o incumplimiento.

También toma posición o pide un cambio o un progreso más rápido en las regulaciones, como hizo a principios de este año, cuando preparó una posición actualizada con respecto al próximo borrador del marco regulatorio de la UE para el sector de equipos de imágenes.

Entonces, ETIRA tomó una posición muy clara al proponer a la Comisión Europea que en el nuevo marco regulatorio se establecieran algunos requisitos mínimos para reducir los residuos y favorecer la reutilización, remanufactura o re-fabricación de los equipos de imágenes.

¿Y cómo ampara a las empresas que venden productos remanufacturados?

ETIRA representa los intereses de todas las partes del sector de la remanufactura de cartuchos de tóner y de inyección de tinta, desde los fabricantes a los proveedores, hasta los consumidores finales.

Su objetivo es conseguir que la Unión Europea respalde la reutilización y la re-fabricación como las primeras opciones de compra para los consumidores de la UE y de los Estados miembros. Para ello, la asociación se empeña en buscar el apoyo del Gobierno Europeo para que se introduzca la remanufactura en las políticas verdes para aumentar el reciclaje y reducir la contaminación.

¿Qué consecuencias supone, para los grandes fabricantes, la apuesta de los gobiernos y de las administraciones públicas por la economía circular?

Todos los grandes fabricantes tienen que revisar y cambiar sus actuales modelos de negocio, logística y actividades de logística inversa.

El modelo de negocio actual de extraer, producir y tirar no es circular y está roto. Se basa en colocar en el mercado cada vez más productos recién fabricados de un solo uso y pronto ya no será viable. Los fabricantes deberán proporcionar soluciones para el final de la vida útil de sus productos, aplicar criterios de diseño ecológico y aumentar la reutilización en su combinación de productos.

Tendrán que despedirse de las actualizaciones de firmware y lo más probable es que tengan que simplificar y hacer que el chip inteligente del cartucho de tóner esté disponible como pieza de repuesto dentro de muchas otras piezas críticas.

¿Y qué supone para las empresas remanufacturadoras como GM Technology, para los distribuidores, para los usuarios y para el planeta?

La actividad comercial principal actual de GM Technology es la logística inversa y la remanufactura, y cuenta con un modelo comercial exitoso y rentable y unos conocimientos significativos que la empresa ha desarrollado durante los últimos 30 años.

Si la regulación del sector incentiva a los fabricantes a producir productos de diseño ecológico (remanufacturables), hacer que los componentes y las piezas de repuesto estén disponibles y detener las prácticas de «anti remanufacturación» como la construcción mecánica, chips inteligentes, actualizaciones de firmware, componentes de ciclo de vida corto, todo esto ayudará a GM Technology y a otros remanufacturadores a aumentar la eficiencia y eficacia de la remanufactura, brindando beneficios para los socios de canal, los usuarios finales y para el planeta en su conjunto.

Incluso proporciona una nueva oportunidad para establecer sinergias y cooperación entre fabricantes y re-fabricantes.

¿Qué opinan los clientes de GM Technology de esta tendencia?

Todos los clientes dan la bienvenida a la transformación de la economía circular con entusiasmo y esperan que esta nueva tendencia y regulación traiga un cambio positivo a un sector altamente competitivo. La competencia procedente de fuera de Europa ha eliminado los márgenes del sector en los últimos 10 años y se espera un cambio.

¿Qué beneficios obtienen los usuarios gracias a las nuevas directivas europeas sobre productos verdes?

Una apuesta por productos responsables con el entorno no beneficia solamente al planeta, sino que también trae numerosas ventajas a los consumidores.

Los criterios GPP de la UE para el sector de imágenes, buscan la eficiencia energética en los productos, generando de este modo un ahorro en los gastos, premian la utilización de cartuchos reelaborados, que representan una solución mucho más económica que los cartuchos OEM, promueven prácticas como el desmontaje y la reparación de los equipos en lugar de su sustitución por uno nuevo y apoyan la adquisición de productos diseñados para facilitar su reciclaje.

El pasado marzo de 2022, la Comisión Europea también ha avanzado una propuesta de reglamento ecológico para productos sostenibles basada en la Directiva sobre diseño ecológico de 2009, que hasta la fecha solamente cubría los productos relacionados con la energía.

La Comisión Europea ha propuesto establecer, para grupos de productos que tengan características comunes, diferentes requisitos que aseguren la sostenibilidad de estos productos.

Entre ellos, se requiere la durabilidad, reutilizabilidad, actualizabilidad y reparabilidad de los productos, lo que posibilitará la desaparición de la obsolescencia programada y facilitará que los consumidores puedan reparar los artículos en lugar de usarlos y tirarlos.

También se requiere la eficiencia en cuanto al uso de energía y de recursos, para que los usuarios puedan ahorrar en energía y en costes, y se exige información sobre la huella de carbono y la huella ecológica de los productos, de modo que los consumidores tengan claro el impacto sobre el planeta de los artículos que compran, pudiendo así elegir los productos más sostenibles.

¿Cuál es el futuro de la industria del remanufacturado de equipos de impresión?

Cada vez se hace más evidente que el sector de los equipos de impresión, al igual que otros muchos sectores del mercado, ha tomado conciencia sobre la prioridad de trabajar de forma sostenible y respetuosa con el entorno.

Tanto es así que no solo empresas que se dedican a la remanufactura como nosotros, sino también grandes fabricantes como Canon y Ricoh, han vislumbrado la importancia de pasar de una economía lineal a una circular y han empezado a apostar por la re-fabricación de sus equipos de impresión.

Claramente la re-fabricación y la remanufactura son y seguirán siendo una tendencia, permitiendo a las empresas reducir la huella de carbono de los equipos durante todo su ciclo de vida y facilitando la reutilización y la reparación frente a la introducción descontrolada en el mercado de artículos nuevos.

¿Qué está haciendo el Departamento de Ventas Internacionales de GM Technology para educar a los clientes de todo el mundo sobre los beneficios de apostar por productos remanufacturados?

Contamos con un equipo de ventas internacional altamente experimentado y con entrenamiento y aprendizaje constantes nos aseguramos de que estén siempre actualizados con respecto a las últimas noticias, tendencias e información del mercado. 

Nuestro enfoque hacia nuestros clientes es un enfoque de asociación y compartimos e intercambiamos información continuamente con ellos a diario, lo que les permite ser proactivos en sus mercados locales, y aportar argumentos válidos y una perspectiva global a sus clientes con respecto a los beneficios de elegir equipos de impresión remanufacturados.

Las ventas consultivas y una administración de cuentas enfocada en el método “ganar-ganar”, donde hay un constante intercambio de información valiosa, ayuda a nuestros clientes a vender más y mejor de manera sostenible.

Share:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Deja un comentario

Related Posts

GM technology lanza su Green Week, desde el 24 hasta el 30 de noviembre

Nos encontramos en ese período del año en el que todo es “Black Friday”, “descuentos” y “últimas rebajas”: las tiendas rebosan de carteles anunciando descuentos flash y una cantidad exagerada de mails con promociones de último minuto saturan los buzones de correo electrónico. Pero, ¿te has parado a pensar alguna vez qué consecuencias tiene el

Andalucía, un referente en la Economía Circular

Que el modelo de producción lineal ya no es una opción sostenible, está cada vez más claro, y sobre todo en Andalucía, donde el pasado mes de septiembre el Consejo de Gobierno de la Junta ha aprobado el Proyecto de la “Ley de Economía Circular de Andalucía” (LECA). Se trata de una propuesta normativa que